¿Hablaste de mí? de Kado Kostzer

Diciembre 2016

Entretenimientos

Uno de los libros recomendados de esta semana es ¿Hablaste de mí? de Kado Kostzer de Editorial Eudeba

¿Quién fue Bertha Moss? Si alguien hiciera una encuesta fuera del mundo de espectáculo, seguramente la mayor parte de las personas consultadas –acaso con la excepción de algunas ancianas y memoriosas- no recordarían quien fue esa mujer, que nació en Rosario en 1919 y falleció en Buenos Aires en 2008. La aparición hace poco tiempo de una deliciosa biografía escrita por el dramaturgo, director teatral y periodista Kado Kostzer podría remediar ese desconocimiento de quienes, por alguna razón, no la oyeron nombrar nunca o si tuvieron alguna vez referencias de ella tal vez lo olvidaron. Bertha Moss fue una talentosa actriz argentina que tuvo distintos papeles –algunos más pequeños, otros mejores- en la televisión y el cine argentinos y que brilló, especialmente, en teatro. Empezó a comienzos de los cuarenta con una prometedora intervención en radio Belgrano –tenía una hermosa voz-, y siguió luego en las otros medios donde se desarrolla de la actuación, y aunque tuvo muchos momentos brillantes, no conforme con lo que la carrera le brindaba acá a finales de los cincuenta, con más precisión 1959, inició un largo autoexilio en México para probar suerte artística en ese país. Allí su actuación fue profusa, pero demasiado encasillada en determinados papeles, sobre todo las de villana en culebrones que la hicieron célebre en la nación azteca. Su vida en ese país estuvo ligada en lo artístico a figuras de la talla de Fernando Vallejo, María Félix, Salvador Novo, Marilyn Monroe, Cantinflas, Silvana Pampanini, Kary Jurado, Luis Buñuel, etc. Este último la dirigió en El ángel exterminador. Casi cuatro décadas después de radicarse en México, por los primeros años del 2000, Bertha Moss regresó a Buenos Aires donde se quedó hasta su muerte, en 2008. Ya era, sin embargo, una virtual desconocida para el gran público, situación que, claramente, provocaba su malestar. Todo ese periplo vital, desde que se radicó de muy chica en Buenos Aires en el barrio de Colegiales, hasta sus últimos días en esta ciudad son recorridos a grandes trazos por Kado Kostzer, que ubica la reconstrucción de su vida en los pasajes centrales de su carrera y también de la relación con su hermana menor. Con mucha inteligencia, y estilo fluido, Kostzer acude una y otra vez a sabrosos episodios y anécdotas de la vida artística de la actriz, donde priman mucho el humor y la el análisis sagaz sobre lo que está contando. Un libro que se lee con mucho interés, entretenido y que hace justicia a una intérprete que, habiendo tenido una trayectoria atractiva y plena de hallazgos, fue sin embargo, y como muchos otros colegas, injustamente olvidada.