Entrevista a Luciano Olivera

Febrero 2016



Entrevistas

Productor televisivo y guionista, Luciano Olivera es también el hincha de Independiente que le puso letra al histórico descenso del Rojo y que acaba de publicar el  libro Aspirinas y Caramelos con las postales de su infancia.

El descenso de Independiente a la segunda categoría del fútbol argentino nos legó un escritor. Luciano Olivera era, hasta aquella dolorosa decepción futbolística, reconocido en el ambiente audiovisual pero desconocido para el gran público.  En ese momento una emotiva carta que le escribió a su padre titulada Aspirinas y caramelos, disparada por el peor momento de la historia del Rojo de Avellaneda, dio una vuelta tan grande por las redes sociales que convirtió en un fenómeno de viralización. Fueron dos catarsis juntas, la de la pérdida temprana de ese ser tan querido como la de la frustración de ver tantos años de gloria de un club hechos cenizas. Pero fue también un impulso azaroso que dio vida a un hombre nuevo.

Productor televisivo, guionista y director de la productora Zoom In en la actualidad, Luciano Olivera acaba de publicar, dos años y medio después de aquella carta titulada Aspirinas y caramelos, un libro con el mismo nombre que reúne una serie de historias autobiográficas que empezaron a desprenderse de su pluma a partir de aquel relato futbolero.  Acostumbrado a la escritura por su trabajo, Luciano encontró en aquella catarsis la voz que necesitaban sus recuerdos y emociones para aflorar.

Tal vez la mayor virtud de Aspirinas y caramelos (la carta) sea haber narrado tan cálidamente aquello que todos los futboleros vivieron en su infancia más allá de los colores que siguieran: la conexión padre-hijo a través de los colores de un equipo, especialmente la de las generaciones cuyo vínculo era más frío y duro. En ellas, la distancia solo parecía acortarse por momentos y cuando una pelota rodaba. Y el gran atractivo de Aspirinas y caramelos (el libro) quizás haya que buscarlo en esa magia literaria del que contándose a sí mismo nos cuenta un poco a todos.