La Antártida, un destino imperdible

Mayo 2018

Turismo

El continente blanco recibe a varios cruceros cada año. La temporada se extiende desde octubre hasta abril.

 

¿Se puede hacer turismo en la Antártida? Sí. Cada temporada entre octubre y abril, lujosos e imponentes cruceros de reconocidas compañías del mundo pasan por el puerto de Ushuaia para luego cruzar el Pasaje de Drake y adentrarse en el más gélido y misterioso de los continentes. Con opciones de viajes que duran 10 días como mínimo y 25 como máximo, se trata de una propuesta que crece año a año.

La última temporada pasaron por el puerto de la ciudad más austral unos 119.790 cruceristas, según cifras oficiales. Y ese número no para de crecer. Para este año se esperan 33 embarcaciones, es decir ocho más que las del período anterior. Si a eso le sumamos el plan de ampliación del muelle del Puerto de Ushuaia es fácil deducir que la expedición a la Antártida es hoy uno de los destinos turísticos que están de moda.

La historia del hombre en la Antártida es realmente apasionante. ¿Habrán imaginado los pioneros James Cook (1772-1775) y Roald Amundsen (el primero en alcanzar el Polo sur en 1911) que ese lugar sería alguna vez un destino turístico? Las primeras expediciones comerciales a la Antártida ocurrieron en los años cincuenta. Entre aquellos barcos estaba el “Yapeyú”, construido en Holanda y perteneciente a la Flota Argentina de Navegación de Ultramar. A partir de allí, los viajes empezaron de a poco a ganar regularidad. En 1991 algunas compañías formaron la International Association of Antarctica Tour Operators (IATTO) con el objetivo de promover un turismo respetuoso del medio ambiente.

En la actualidad, además de la observación, algunas expediciones permiten desembarcos y hasta hacer buceo y kayak. Para quienes no quieran tanto, se deleitarán con las caprichosas formas de los icebergs y una abundante fauna acuática. Ballenas, delfines, orcas y focas navegan la zona en busca del krill. Pingüinos de Magallanes, albatros, petreles y otras aves se instalan en las costas antes de partir, en el otoño, hacia el norte. En cuanto a la vegetación, el clima extremo no permite más que la presencia de algunos líquenes y musgos.

Pero todo con la exigente autorregulación que se dio la IATTO. Por ejemplo, los barcos con más de 400 pasajeros no pueden acercarse al continente, no pueden desembarcar más de 100 personas a la vez, las ropas deben ser pasadas por aspiradoras que eliminan residuos vegetales o pequeños insectos y los zapatos desinfectados, no se puede fumar en tierra, etc.

Viajar a la Antártida en un crucero de varios días obviamente no es una opción barata. Pero para aquellas personas ávidas de aventuras nuevas es hoy una alternativa inigualable.

Cómo llegar
Para llegar a Ushuaia la mejor opción siempre es el avión. El Aeropuerto Internacional Malvinas Argentinas recibe varias frecuencias diarias desde distintos puntos del país. Por tierra la única vía de acceso es la Ruta Nacional N°3, pero es necesario pasar por territorio chileno.

Notas relacionadas