Axem: los “locos” que cuentan cuántos futbolistas argentinos hay por el mundo

Septiembre 2018

Deportes

No importa si un compatriota está en un club de una liga regional de España o de la segunda división de Kuwait: ellos lo descubren y confeccionan un registro que crece año a año y que ya tiene a más de 2500 jugadores.

 

Hay, por lo menos, 2684 futbolistas argentinos jugando por el mundo. 1607 lo hacen en clubes europeos, 559 en Sudamérica, 388 en el ámbito de la CONCACAF, 70 en Asia, 57 en Oceanía y 3 en África. La colonia más grande está en España, con 781. Pero también hay compatriotas en lugares tan exóticos como Angola, Timor y Belice. Estos datos surgen de un trabajo hiper riguroso y minucioso de AXEM (Futbolistas Argentinos por el Mundo), un proyecto a pulmón de fanáticos de la pelota que desde hace años se dedican a recopilar las presencias argentinas por todo el planeta para volcarlas en un archivo y que día a día informan a través de las redes sociales transferencias y actuaciones destacadas.

 

El archivo de AXEM, que difunden actualizado dos veces por año, es una verdadera delicia para los más apasionados por este deporte. En un Excel detallan el listado de jugadores por confederación y por país. Y sobre cada jugador se indica en qué equipo se desempeña, en qué división (cubren incluso torneos de ascenso y regionales), posición, lugar y fecha de nacimiento y hasta su trayectoria completa. En los últimos informes cuentan incluso cuántas jugadoras hay en el exterior (son 45, la mayoría en España y Estados Unidos) y hasta integrantes de cuerpos técnicos.

Este trabajo descomunal, que hoy hacen 8 personas, comenzó hace más de 25 años como el hobby personal de Federico Álvarez Braga, un abogado argentino que se dedica al rubro gastronómico en México. Según él mismo cuenta en el sitio web (www.futbolistasaxem.com.ar), tomó como referencia los censos que publicaba la revista El Gráfico cada tanto y en los que se indicaba junto a un mapa la cantidad de jugadores que había en cada país. 

El primer informe propio de AXEM salió en febrero de 2007 y contaba con 831 jugadores. Desde ahí, se empezaron a sumar colaboradores que aportaban datos. El foro de la famosa web En una Baldosa reunió a algunos de ellos, como el marplatense Claudio Aiuto, quien le propuso a Álvarez Braga crear cuentas en Facebook y Twitter primero e Instagram después para difundir el trabajo. Además de ellos dos, hoy hay otras seis personas trabajando, con la particularidad de que están repartidos en distintos lugares. Agustín Suárez Doreski, por ejemplo, es un periodista oriundo de la localidad bonaerense de Moreno que por AXEM se relacionó con un futbolista argentino que tenía una radio en Bolivia y hoy está trabajando y viviendo allá.

Cómo organizan el trabajo viviendo en lugares tan distintos e incluso con horarios tan disímiles no es una gran ciencia en esta era tecnológica. Pero tiene sus pautas, naturalmente. “No es que cada uno se ocupe de, por ejemplo, recopilar la información de un continente -dice a Revista CABAL Claudio Aiuto-. En realidad, todos abarcamos todo. Pero cuando uno está en Twitter (@FutbolistasAXEM) subiendo cosas, el resto no se mete. Y en cuanto al archivo, yo recopilo todo lo que aporta el resto en un mail y después Federico es el que se encarga de actualizarlo”.

  Nicolas Di Biase, un defensor con pasado en inferiores de Boca que jugó en San Telmo y varios equipos del ascenso de España, hoy juega en Al Yarmouk, de la segunda división de Kuwait. ¿Cómo lo saben? “Todos piensan que descubrir esos casos es muy difícil. De hecho, yo también lo creía antes de hacer esto. Pero con el correr del tiempo vi que es al revés. En esos países hay pocos argentinos, así que es más fácil. Y una vez que lo tenés, seguirle los pasos es bastante sencillo. El seguimiento más difícil es el de Italia y en España, porque son muchísimos y van cambiando cada seis meses. Encima en España a un Daniel González, por ejemplo, le ponen solamente Dani, así que tenemos que buscar bien en la ficha de cada federación”, explica Aiuto. 

Las fuentes son varias. En primer lugar, obviamente Internet. Las páginas web de las federaciones regionales son una ayuda imprescindible, como señalaba Aiuto. Pero ahora también colaboran los propios jugadores o sus familias avisando cuando cambian de club.

Las satisfacciones para quienes hacen AXEM pasan muchas veces por disfrutar del éxito de un jugador que ellos descubrieron en alguna liga ignota y que de repente pegó un salto a la primera división de una potencia futbolística. Es el caso de Facundo Alberto Costa, conocido como Tino. Oriundo de Las Flores, a los 16 años se fue a jugar a la Isla Guadalupe, un territorio francés de ultramar. Allí ya fue detectado por el registro de AXEM. Sus buenas actuaciones en la isla llamaron la atención de equipos continentales. Primero de ascenso y luego el Montpellier, de Primera División. De ahí pasó a Valencia de España y en 2011 debutó en la Selección Argentina que conducía Sergio Batista en un amistoso frente a Nigeria. Tiempo después recaló en San Lorenzo y hoy está en San Martín de Tucumán. En AXEM también se ufanan de haber descubierto al ex delantero de Vélez Darío Husaín jugando en las Islas Maldivas.

“Otro caso que a mí me toca en lo personal es el de un chico de acá de Mar del Plata que se llama Nicolás Fernández. Hizo inferiores en Banfield y Lanús y de ahí se fue a España. Tras deambular por varios clubes y no poder llegar a Primera, firmó para La Hoya Lorca, de Tercera División. Ahí jugó una final y la rompió. Entonces unos representantes griegos lo llevaron al Asteras. Y un día lo vi jugando por Champions en la tele ante el Tottenham”, recuerda Aiuto.

El trabajo de AXEM, por ahora, es solo periodístico. Sin embargo, a futuro puede ser de gran utilidad para las selecciones. Un proyecto similar al de ellos, en Chile, le sirvió a la Federación de ese país para conocer y convocar chicos a sus equipos nacionales. Y en nuestro país, mientras avanza el proyecto de instalar un centro de entrenamiento en Marbella para reclutar a los jóvenes talentos que están en el Viejo Continente, los encargados de esa misión ya tomaron contacto con la base de datos de AXEM.

 

Fotos web AXEM