El primer botín: Belgrano vs.Checoslovaquia

Febrero 2012



Deportes

El 26 de junio del 2011 quedará en la historia del fútbol argentino como un acontecimiento inolvidable. El “Pirata” cordobés, el Club Belgrano de Córdoba empataba en el Monumental de Núñez y enviaba por primera vez en sus 110 años de historia a los “Millonarios” de River Plate al oprobio del descenso.
Muchos, creyeron ver en aquella jornada histórica, el primer batacazo, la primera proeza de los muchachos de Nuevo Alberdi en toda su existencia. Se equivocaban. El fútbol no está hecho para desmemoriados. Podríamos citar más de un acontecimiento glorioso protagonizado por quienes supieron vestir con orgullo, la casaca del “pirata”. Triunfos resonantes en Primera  División, ascensos logrados en base a puro sudor, algún que otro clásico cordobés en clave épica.

 

Pero si hay una jornada que infla el pecho de orgullo de los fervorosos seguidores del celeste, esa jornada es sin lugar a dudas, la hazaña intercontinental de los cordobeses. En efecto, el 3 de febrero de 1979, cuando los argentinos poco y nada teníamos para festejar, el humilde Belgrano de Córdoba, logró doblegar al seleccionado campeón de Europa de aquel entonces: la temible selección de Checoslovaquia.
Los mismos checoslovacos que habían vapuleado a la Alemania de Beckembauer y a la Holanda de Cruyff para alcanzar el trono europeo, vinieron a estas tierras y fueron derrotados por los “piratas” cordobeses, quienes alcanzaron así, su primer “botín”.
Atesoremos entonces, las vivencias y las emociones de aquellos “insolentes” vestidos de celeste,  que lograron destronar a los poderosos campeones de Europa