Uno

Agosto 2018

Entretenimientos

El último disco de Daniel Drexler

Como sucede con frecuencia en las mejores familias, al cantautor uruguayo le toca lidiar con el hecho de ser el hermano de una figura, oriental e internacional, de la dimensión de Jorge Drexler. A diferencia de muchos otros casos, Daniel Drexler, el hermano en cuestión, sale airoso de este brete. Porque si bien por momentos hay en sus canciones un aire familiar, más en la composición que en la interpretación, su música es más uruguaya, con el candombe más presente, aunque también un poco brasileña. Esto quizá se deba, al menos en parte, a que en Uno, su nuevo trabajo discográfico, el productor fue Alexandre Kassin, aquel carioca que supo compartir trío con Moreno Veloso (hijo mayor de Caetano) y Domenico Lancellotti, quien también participa en el disco.

Los doce temas inéditos del séptimo álbum de Daniel Drexler (que estará presentando los días 23 y 30 de agosto en Café Vinilo, Buenos Aires, el 31 en el Auditorium de Mar del Plata y luego en Bariloche, San Martín de los Andes y Villa La Angostura) fueron compuestos durante las giras que realizó por distintas regiones del mundo –sí, él también es oriental e internacional, además de médico que no ejerce, como su hermano– en los últimos años. Así explica el propio Drexler el concepto del disco: “Cuando en una noche de verano, mirando la tela azul del cielo, en un instante tenemos la hermosa revelación epifánica de que toda la diversidad infinita que se presenta frente a nuestros ojos es parte de un gran ‘todo’ y que nosotros mismos somos parte indivisible y estamos en sintonía con el cosmos, en ese momento de gracia uno quiere aprehender ese estado y hacerlo eterno. Ese intento de aprehender una revelación frágil y transitoria, una emoción básica y compleja a la vez, está detrás de la sonoridad pop de las canciones de Uno”.

Así, de ese gran “todo” aparecen fragmentos a lo largo del disco: la ciudad amada en La rambla de Montevideo; la poesía en Febril remanso; el candombe hecho mujer en Palermitana; el vals romántico en Salvando la distancia; el misterio original en Amo; los marginados en Los peones de la guerra; la idea de unidad absoluta en Uno.

Uno –que sucede a La llave en la puerta (1998), Full Time (2001), Vacío (2006), Micromundo (2009), Mar abierto (2012) y Tres tiempos (2015, en formato DVD + libro)– fue grabado entre octubre de 2016 y marzo de 2017 entre Río de Janeiro, Montevideo y Buenos Aires, con Drexler en guitarras, voces y coros y un plantel de músicos de lujo, entre ellos Marcos Suzano, Davi Moraes, Marcelo Jeneci, Martín Ibarburu, Ana Prada y Pablo Grinjot. Además de Kassin, participaron de la producción el argentino Matías Cella (productor de Kevin Johansen, Fito Páez, Vitor Ramil y Jorge Drexler, entre otros) y los uruguayos Dany López (con quien ya había trabajado en Mar abierto, ganador de un Premio Gardel en 2013) y Gonzalo Gutiérrez, quien lo acompaña desde su primer grabación.

Notas relacionadas